24.4.08

Paseo # 9 23/04/08


Después de un año regresé a los paseos nocturnos en birula no es el mismo día ni la misma hora, ni siquiera la misma gente, JA! yo iba los lunes a las ocho treinta de la noche y la cita era en la glorieta de Niños Héroes.

Pero amigos la emoción de sentir el aire y la vista de la manera en que nos lo dan los paseos bicicleteros no hay comparación. Pues nada, gente diferente pero con la misma calidez de las personas por el gusto de lo sencillo y practico, sin faltar la
algarabía y los gritos de todos nosotros por la emoción de las vueltas varias jajaja sobre las glorietas.

El paseo de este miércoles fue para mi en pocas palabras de los mejores hubo una rifa organizada por el buen bala (un kit básico para la birula) el paseo divertido y por si fuera poco termine con dos de mi amigos en el bar Calavera tomando una refrescante cervecita, a eso llamo yo un buen cierre de miércoles.

Pues espero que cada ves mas gente se integre ala cultura de la birula, ya sea para escaparse a los paseos nocturnos, o mensuales que la verdad hay para todos los gustos, para usar en lo mas posible este medio tan divertido y así evitar el carro, aunque sea para ir a las tortillas, mandados o necesidades triviales de nuestra
vida diaria.

Bueno amigos espero verlos el próximo miércoles.

Bicicronista : Negrito Sandia.


18.4.08

Paseo # 8 , 18/04/08



Son aproximadamente las 24hrs del día miércoles y alguien vocifera sobre la supuesta crónica; a mi una crónica ni me va ni me viene, sé de crónicas lo que se de… marina naval, y es que eso de las letras casi no se me da; pero Patricia sugirió que sería bueno que escribiera algo, así que lo hice después del paseo cuando las ideas están frescas y la adrenalina un poco elevada. Coché dió la hora, -“son casí las 12”, varios decidimos terminar el paseo con un pequeño brindis y una plática que continuaba muchos de nuestros pensamientos generados durante este largo paseo. Antanas Mockus (Marzo 25, 1952 Bogotá) fue el nombre que aprendí hoy, vale la pena saber que hizo este hombre.

Pero en sí, el paseo comenzó aproximadamente puntual, a las 10 y pasados unos minutos; comenzó cuando un hombre, a quien no reconocí, convocó a una votación, que no me parecía extraño una votación a esas horas de la noche dado que este paseo me ha traído sorpresas desde la primera vez que vine… ésa fué una sorpresa separatista. La votación consistió en decidir a dónde iríamos, no se decidió una ruta exacta, así lo percibí, se decidió un objetivo; hubo dos propuestas: la primera y la segunda (como diría Cantinflas); una era el Estadio Jalisco (Enero 31, 1960) y otra “Los Arcos”, este ultimo no estaba bien definido; por lo mismo, supongo, la mayoría se votó por el Estadio Jalisco; lógico, todavía quedaba algo de euforia del triunfo del campeonísimo Guadalajara.

Fuimos al Estadio Jalisco. Cuando estoy en el paseo lo que menos pienso es en mi ubicación a esto sumo que mi lugar de origen queda a 350KM del centro de Guadalajara, pues todavía mi interés es menor por saber por donde voy; pero reconocí que bajamos por el barrio de Santa Tere y pasamos por un costado del antiguo Hospital Civil de Guadalajara, ahí, con el pretexto de esperar a los compañeros que se rezagaron por una descompostura, usamos el tiempo en tomarnos la primera foto. “Llegaron las enfermeras!”, dos mujeres de blanco pasaron sonriendo frente a nosotros, la sonrisa que llevaban era porque alguien gritó que necesitaba atención médica, en un tono medio sugerente….

Esperábamos el siga del semáforo de Federalismo, cuando un compañero cayó por descuido en una alcantarillo, la llanta cupo entre las dos soleras de la alcantarilla y se llevó un tremendo golpe, la bici. Por desgracia. Un señor, que estaba sentado en la banqueta esperando que amaneciera se ofreció muy amablemente a levantar su bici. Caray! ésa es la educación que todos necesitamos.

Llegamos al Estadio Jalisco y para celebrar que llegamos todos, felices y sin lesiones en nosotros mismos, dimos un par de vueltas por el perímetro del estadio; la primera vuelta parecía interminable, parecían 900 metros o mas… Estaba obscuro, por lo mismo alguien se aprovechó de esto para cambiarle el agua al perico. Foto, Foto, Foto!, a alguien se le ocurrió una muy buena idea: que se tomara una foto área, desde el primer nivel de las escaleras, me imagino que fue buena toma.

Regresamos, cruzamos Circunvalación donde había un accidente automovilístico, repito: automivilístico, el cual, seguramente ocasionó que los pasajeros que abordaban los carros sufrieran de alguna lesión física, o estrés al menos. Continuamos subiendo, subiendo hasta que nos encontramos con la rotonda de los hombres ilustres de Jalisco, que en esta versión vino a sustituir a lo que se estaba volviendo un clásico (al menos para mi): las vueltas a la Bandera que esta en la Plaza Liberación. Dimos vueltas a la rotonda. Y continuamos subiendo. Alguién sugirió esperar a otra mas que se habia ponchado o descompuesto –no me dí cuenta de qué se trataba-, esperamos un poco, y fue tan poco que pareció que uno de los que ayudó trabaja como mecánico en los pits. Seguimos subiendo; raro fue que no se haya sugerido hacer una escala en el Scratch, continuamos hasta que llegamos nuevamente a donde esta noche fue nuestro punto de partida.

Apenas, el “otro numeroso grupo” llegaba también. Eran aproximadamente las 24hrs del día Miércoles.

Bicicronista: A.


10.4.08

Paseo # 7 09/04/08



Miércoles 9 de Abril, 21:50. Hora de pedalear al punto de reunión, Av. México y Chapultepec, para encontrarme con los demás ciclistas del "Paseo de las 10".

En esta ocasión el 'tío' propuso el destino del recorrido número 7: Parque Metropolitano. Todos estuvieron a favor y, pasadas las 10, emprendimos el viaje. En las primeras calles el contingente estaba muy callado, sólo se escuchaban algunos saludos de ciclistas que se incorporaron en Av. México. Uno más que se sumó en la Av. Luis Pérez Verdía preguntaba hacia dónde nos dirijíamos. Al conocer la respuesta, tardo tan sólo unas fracciones de segundo para decidir acompañarnos.

Poco a poco los ciclistas fuimos 'rompiendo el hielo' y cuando pasamos por Plaza México ya se escuchaban las risas; el paseo había recuperado su escencia relajada y festiva. Los sonidos de los timbres: "Ring Ring", o el clásico grito "Aguas, aguas…" anunciaban nuestra presencia en las calles del poniente de Guadalajara.

Al llegar a la Av. Inglaterra, una vez más salió a flote una de las 'reglas' del paseo: tomar en cuenta la opinión de todos. Se hizo votación y decidimos seguir a un lado de las vías, esto nos permitió llegar al puente peatonal que pasa por encima del complejo víal de Lázaro Cárdenas, Vallarta y Av. México. La diversión apenas comenzaba, las caras de todos nosotros no podían ocultar la alegría de transitar por este camino aéreo. En la cúspide pudimos voltear al horizonte y descubrir las luces, los edificios, las estrellas, nuestra querida Guadalajara.

Después continuamos pedaleando por algunas calles y repentinamente ahí estaba nuestro destino, se veía imponente una mancha negra entre el mar de luces: el Parque Metropolitano. "Foto, foto…" gritamos, y después de compartir agua, nos acomodamos para capturar la tradicional imagen del recuerdo. Reimos, platicamos y redescubrimos el lugar por más de 10 minutos. Era hora de emprender el regreso.

Al comenzar a rodar, surgió la primera avería, una ponchadura que resolvieron habilmente 'El morro' y Yeriel. Algún bromista argumentó acertadamente que estabamos "parchando en el metropolitano". Después de un kilometro surgieron dos ponchaduras más, que de igual manera resolvieron los experimentados ciclistas con sus habilidades mecánicas. La plática, las bromas y el intercambio de consejos no se hicieron esperar. Este momento fue aprovechado por muchos para rehidratarse en el oxxo que acababamos de pasar, y como no, compartir alguna botanita para recuperar energía para el regreso.

Después de unos minutos y calles arboladas llegamos a la glorieta de Niños Heroes y López Mateos. La foto junto a la escultura 'la estampida' era obligatoria. Caballos, bicicletas y ciclistas compartiendo un espacio imposible en el día. Un vendedor de flores le agrego color al paseo uniéndose a la fiesta. Continuamos el regreso y en una tienda nos encontramos a algunos de nuestros compadres del paseo de las 11 que ya se dirigían a sus casas. Algunos se interesaron por este nueva propuesta de las 10pm y nos comentaron que se unirían la próxima semana. ! Bienvenidos !

Finalmente llegamos al punto de inicio, que en esos momentos se convirtió en el punto de llegada. Nos despedimos esperándonos ver otro día, que sin saber ya estábamos en él: Jueves 10 de Abril. 00:15 am.

Bicicronista: Juan

3.4.08

Paseo # 6, 02/04/08



Los calores se dejan sentir, mis piernas giran y giran, rodar andar 1,2,3,4 calles falta poco, somos más, rostros conocidos, desconocidos por conocer, amantes en común.


La bici es como tu pareja debes de aprender a conocerle, consentirla, premiarle para que ella te trate bien, que sea tu compañera de aventuras, tu amente de la ciudad, del bosque, de pueblos, lugares a donde tus piernas te puedan llevar, por ende los cuidados de tu biciamantecomlice deben de ser delicados y dulces, todo en buen estado, para evitar complicaciones, cosa que sucedio en nuestro paseo anterior.

Miercoles por la noche, el rumbo Zapopan, destino auditorio de la UdG, en esta ocasión varios de los asistentes al paseo de las 10 o tenian bici nueva sin previo servicio o de plano era prestada, no sabian las condiciones en que se encontraban y eso dificulto la llegada a nuestro destino, por tanto la hora de llegada al retorno al punto de partida, de ahi en más la convivencia excelente, cosa que va haciendo que el grupo crezca sustancialmente, que los amantes se multipliquen y que más bicis rueden y giren, giren y a rodar.

Las rutas las proponen tod@s y eso hace la variedad esta vez fue zapopan y los accidentes del trayecto (llantas ponchadas, ajuste de cadenas, cambio de camaras, tronadera de rayos etc) la proxima espero sea igual de ilustrativa y conocer otras zonas que el rapido vivir y transitar de las grandes ciudades evita que uno pueda darse el tiempo de conocer, de eso trata este paseo, tomarse el tiempo de pedalear, sacar el estres y conocer gente en común, tod@s amantes, amantes de rodar, amantes.

Bi sí 2 tú yo nosotros amantes, que en sudores enlazamos y girando somos más!!!

Bicicronista: Pakal