Padecen en Las Pintas contaminación

Para evitar enfermedades, Francisco Javier Zaragoza utiliza continuamente tapaboca.
Foto: Raúl Méndez
Valeria Huérfano /Mural/29-01-12

Ayer al mediodía, la contaminación empezaba a dar tregua a la Colonia Las Pintas, pero a sus habitantes no les costó trabajo buscar en su memoria para recordar los días que han estado cubiertos por una nube gris.

El picor en la garganta de los niños también les recordaba los días "sucios", que según los vecinos, no es un raro padecimiento en la colonia ubicada en los límites entre Tlaquepaque, Tlajomulco y El Salto.
Desde el martes pasado, la polución por partículas suspendidas (PM10) —contaminante generado por la quema de combustibles—, ha propiciado mala calidad del aire en la zona, siendo la más contaminada de la metrópoli.

Ayer, Las Pintas sumó su cuarto día consecutivo registrando más de 100 puntos Imeca por partículas suspendidas. En la madrugada alcanzó 110 puntos, lo que se califica como un aire malo.

"El aire le cala a uno en la garganta y arden los ojos, desde hace unos tres meses para acá está más fuerte", señaló Guadalupe Salazar, comerciante del lugar.

"Yo supe que había contaminación porque los niños tosían mucho y estaba bien nublado, ya se ha bajado", agregó María de San Juan Martínez, habitante de Las Pintas.

Entre los colonos —que se estiman en cerca de 22 mil—, no hay muchos conocimientos sobre qué hacer ante la polución ni técnicas sanitarias para paliar los males.

Taparse la boca para evitar "comerse" la polución y tratar de no respirar profundo —para evitar también los malos olores del agua sucia de la Presa de Las Pintas—, son de las pocas estrategias que aplican.

"Sí está grave la contaminación, está la moridera de patos, la hediondera está horrible, pero nunca hacen nada, ahí avientan todos los desperdicios, ahí avientan llantas, todo el cochinero y no hacen nada", narró Patricia Prieto, vecina de Las Pintas.

"El aire también (está contaminado) y le hace daño a los niños, porque andan enfermos de la garganta o con alergias, pero (las autoridades) siempre se echan la bolita, que si los de Tlaquepaque o los de El Salto".

Sin embargo, pese a la mala calidad del aire, la vida sigue.

Por las irregulares calles de la colonia se ve a los niños jugando al aire libre, gente en bicicleta, haciendo ejercicio o caminando para llegar a sus destinos, justo lo que sugiere evitar la Secretaría de Medio Ambiente para el Desarrollo Sustentable (Semades) cuando hay mala calidad del aire.

De acuerdo con la Semades, tan sólo en los Municipios de Tlajomulco, El Salto y Tlaquepaque —alrededor de la estación de monitoreo de Las Pintas—, hay 428 ladrilleras, lo que representa cerca del 48 por ciento del total que se tienen registradas en todo Jalisco.

MURAL publicó ayer que debido a las bajas temperaturas y las altas concentraciones de contaminantes, el número de infecciones respiratorias que se atiende en el servicio de Fisiología Pulmonar del Hospital Civil de Guadalajara, aumenta un 50 por ciento.

Las partículas contaminantes pueden ser tan pequeñas que penetran en los pulmones, alcanzando el torrente sanguíneo y acumulándose o liberando sus componentes en los órganos del cuerpo, aminorando la salud.

Entradas populares