12.10.14

La barbarie que vimos todos los días: ni un ciclista muerto más


ciclistas 2
FOTO: @RUMGdl
Por: Jorge Gómez Naredo (@jgnaredo)/proyectodiez.mx

11 de octubre de 2014. Cuando abro el periódico y leo que un ciclista falleció en las calles de Guadalajara debido a un “accidente”, es decir, debido a que un automovilista lo aventó (y como suele suceder, se dio a la fuga), siempre me digo: “pude haber sido yo”.

La barbarie que vivimos en este país tiene varias manifestaciones. No solamente es el secuestro y asesinatos de estudiantes, no solamente es la cifra alarmante de gente que mata a otra gente, de gente que le corta la cabeza a otra gente, de gente que pone los cuerpos de otra gente llenos de balas.


También es barbarie que los automovilistas no respeten ni a ciclistas ni a peatones ni a otros automovilistas. También es barbarie que muchos estacionen sus autos en las banquetas y te agredan porque pides respeto a las leyes. También es barbarie que haya quien maneja sus autos a toda velocidad en calles de baja velocidad; también es barbarie que haya miles que se pasen los semáforos en alto; también es barbarie que los gobiernos no tenga a personal para impedir que esta barbarie se haga natural, cotidiana, de todos los días; también es barbarie que de 2009 a la fecha, solamente en la Zona Metropolitana de Guadalajara, al menos 152 ciclistas hayan muerto en “accidentes”; también es barbarie que quienes gobiernan no hagan nada y puedan dormir, contentos y sonrientes, como si nada pasara, como si todo fuera bonito, lindo: un paraíso.

La barbarie está en todos lados, y por todos lados la vemos.
Lo peor es que nos acostumbremos a esos muchos tipos de barbaries, que los veamos como parte de nuestra vida cotidiana, como normales, como naturales. 

Ahí es cuando uno puede decir: “esto ya valió madre”.

No hay comentarios.: