9.6.16

EL TRANSPORTE PÚBLICO NO ESTÁ PENSADO PARA PERSONAS: EXPERTO


AUTOBUS_Y
En los últimos días se ha hablado mucho acerca de recomendaciones y soluciones para mejorar la calidad de aire de las ciudades, medidas imperantes que distintas asociaciones, grupos ambientales y entes gubernamentales han propuesto.
Hace algunos días, el Observatorio Ciudadano de Movilidad y Transporte del Estado de Jalisco, emitió su tercer paquete de recomendaciones para mejorar la calidad del aire del Área Metropolitana de Guadalajara, en el cual propuso la implementación de un impuesto al auto privado, esto con la finalidad de retribuir el gran daño que este ocasiona a las sociedades, y como manera de compensación, el dinero recabado de dicho impuesto, iría dirigido a un fondo para cambiar a un modelo de transporte sustentable.

Con esto, también se pretende que la población emigre del auto propio al transporte público, pero una realidad, es que los servicios de transporte son deficientes al punto que la gente opta por utilizar el auto particular.
Raúl Díaz, quien es integrante del Observatorio de Movilidad, explicó que dentro del organismo que representa, han trabajado en una serie de recomendaciones para mejorar la calidad del servicio de transporte.
“Nosotros desde el Observatorio Ciudadano de Movilidad y Transporte, hemos trabajado algunas normas que nos gustaría que fueran aprobadas lo antes posible y una tiene que ver con la calidad del servicio de transporte público que nos parece que es muy importante, porque ahí nosotros estamos intentando que haya parámetros o criterios de calidad de referencia para mejorar no solomanet las condiciones del servicio para los usuarios sino también las condiciones en las que trabaja los operadores del transporte público”.
El experto en movilidad señala que están poniendo atención en una norma de características de vehículos, la cual consta en una serie de características que el transporte público debería contar, enfatizando en la seguridad de los usuarios.
“Actualmente, nosotros encontramos en la norma ahora vigente, que está más enfocada a la buena funcionalidad de los vehículos, en términos de calidad de sus mecanismos, y en términos de la conveniencia de sus características”.
El también profesor e investigador del ITESO, indica que no existe una exigencia a las industrias que producen los autobuses: “Si las empresas nacionales no se ponen exigentes con ellos mismo, van a perder un mercado, porque a final de cuentas estas empresas están entrando al mercado mexicano y están ofreciendo mejores características en aspectos muy prácticos”. 
Asimismo expresó que el acceso, que es fundamental para los usuarios, la norma actual establece que el escalón de ascenso principal debe medir no más de 40 cm, “por su puesto todos los autobuses del transporte público de Guadalajara, el escalón lo tienen a 40 cm de altura, eso es inhumano”.
Por otra parte señala los interiores, “la norma actual establece dimensiones que corresponden a las medidas antropométricas de adolescentes”, dejando de considerar a adultos, gente de talla baja y talla grande.
Otro aspecto importante, es la del operador, la cabina está diseñada para mexicanos de un percentil 98, “qué significa esto, que solamente el 2% de la población pudiera utilizar de manera adecuada estas cabinas, hombres, aclaro, es decir, que las cabinas están diseñadas para que ninguna mujer pueda ser operadora del transporte público, esto ya es gravísimo, porque ya existe una discriminación en términos laborales”.
El chasis de los vehículos es otro factor que Díaz Padilla no pasó de alto, ya que estos no cuentan con las características adecuadas para ser autobuses: “Los camiones que tenemos actualmente en la ciudad son camiones, no autobuses, que quiere decir esto, que utilizan un sistema de suspensión de muelles y este sistema de suspensión de muelles es, digamos, muy efectivo para mover carga muerta y lo que se mueve en los autobuses son personas”.
El Observatorio de Movilidad entre estas normas señaladas, recomienda que los autobuses tengan suspensiones neumáticas de aire para que puedan bajar la altura en caso de subir a una persona de la tercer edad, discapacitados, niños; motor trasero, ya que el motor delantero, lo unico que hace es generar ruido y calor excesivo al operador; una plataforma alta, ya que aporta una pobre visibilidad al operador, “consideramos que todos los motores deben ser traseros y la transmisión automática, porque entonces la transmisión automática es mucho más suave que la transmisión estándar por un lado, pero por otro lado le quitas una actividad de estrés al operador. En términos más particulares nosotros hemos trabajamos con esta norma que creemos que vale la pena corregir”.

No hay comentarios.: