ATRAPADOS EN EL SMOG


Omar García.- Respirar mata, pero respirar en la ciudad de Guadalajara puede resultar mucho más peligroso que en cualquier otra ciudad de México. La construcción de varias obras públicas, el uso intensivo de automóviles, y las prácticas de riesgo en la industria, ocasionan que tengamos el peor año en contaminación atmosférica en lo que va del sexenio.

Hasta el pasado 15 de diciembre, que habían transcurrido 350 días del año 2016, la Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Territorial (Semadet) había contabilizado 184 jornadas diarias cuya calidad del aire estuvo fuera de lo que establece la norma. Es tan grave la situación que, comparado con el 2015, los días con pésima calidad del aire que superan los 140 Imecas, se han triplicado de 3 a 10.
Además, las duraciones de las contingencias atmosféricas también han aumentado. Sólo para dar un ejemplo: el pasado miércoles fue decretada una contingencia atmosférica porque las estaciones de medición reportaron pésima calidad del aire por más de cuatro días. El episodio duró del miércoles 14 al sábado 17 de diciembre.

El más contaminado del sexenio
Si se toman en cuenta los registros históricos de la Semadet, se puede afirmar que el año que transcurre es el que más episodios con mala calidad del aire del sexenio de Aristóteles Sandoval Díaz.
En el año 2013 fueron 119 días con una calidad del aire que superaba los 100 Imecas. En el año 2014 se contabilizaron 126 días fuera de norma. El año pasado, a estas mismas fechas, eran 152 jornadas. Y a dos semanas de concluir el año, se registró un incremento de 18% más que el año pasado, con 184 episodios.
En lo que va de esta década, sólo el año 2011 supera todos los años de contaminación atmosférica, con 233 días con mala calidad del aire. Es decir, en dos de cada tres días, los tapatíos estuvimos respirando aire contaminado, principalmente particulares menores a las 2.5 micras. Condiciones climatológicas dañinas para nuestro sistema respiratorio.

Aire que mata
En el año 2015, Semadet realizó el estudio llamado “Proyecto de investigación conjunta sobre los mecanismos de formación de ozono, compuestos orgánicos volátiles y PM2.5 y la propuesta de escenarios de medidas para su control en el AMG”.
En la presentación de resultados, la titular de la dependencia, Magdalena Ruiz Mejía, indicó que en Jalisco se registraron 655 muertes prematuras asociadas a la exposición de contaminantes atmosféricos, en donde también hay una morbilidad de más de seis mil personas con padecimientos respiratorios, cardiovasculares y afecciones en detrimento del sistema inmunológico.
Producto de los episodios de mala calidad del aire de la semana pasada, en el Hospital Civil de Guadalajara se atendieron a 12 personas con problemas de salud relacionados con la pasada contingencia atmosférica decretada en los municipios de Tlaquepaque, El Salto y Tlajomulco de Zúñiga.

El director general de la institución sanitaria, Héctor Raúl Pérez Gómez, detalló que los problemas de salud que presentaron fueron agudizaciones de crisis asmáticas y bronquitis crónica. “Ayer tuvimos identificados a ocho pacientes provenientes de los lugares cercanos con agudizaciones en las últimas 24 horas”, señala en una nota aparecida en El Diario NTR de Guadalajara.

El funcionario mencionó que es difícil decir que estos problemas de salud en las personas son directamente ocasionados por la contingencia; sin embargo, se presentaron en estos días y la mayoría tiene una enfermedad pulmonar crónica obstructiva.

Recomendaciones
Respirar aire contaminado tiene un culpable: el ser humano que habita las ciudades. La nuestra es una ciudad que genera más automóviles en las calles que árboles en sus banquetas y parques públicos.

Ya desde el 2012, el Colectivo Ecologista de Jalisco alertaba que en el municipio de Guadalajara había más automóviles particulares que árboles por cada metro cuadrado. En un estudio se contaron 600 mil árboles contra 712 mil 886 autos repartidos en los tres mil 794 kilómetros cuadrados del municipio.

Por su parte, la directora de Gestión de la Calidad del Aire de Semadet, Adriana Rodríguez Villavicencio, menciona que una de las primeras recomendaciones que da a los lectores de Máspormás es que, “así como tenemos la previsión de ver si va a llover o no, también tengamos el hábito de revisar la calidad del aire. Ahorita ya tenemos Apps, a través de twitter, y diversas redes sociales donde se pueden consultar”.

En las recomendaciones en materia de salud, “hay que tener mucho más cuidado con los grupos vulnerables. Esto es, con niños de los cero a los seis años, los adultos mayores y las personas que ya tienen afecciones”.

Un tema básico es dejar de utilizar el automóvil. Tratar de utilizar otros medios de transporte, pero si la calidad del aire es mala (superior a los 100 Imecas), no hacer ejercicio al aire libre. Además de buscar aminorar la cantidad de viajes que realicemos por la metrópoli.


Para saber
En GDL hay más autos que árboles por metro cuadrado, según estudio de 2012. Se triplicaron los días con pésima calidad del aire entre 2015 y 2016

Comentarios